ahumador MARCHA DSCN0197 apimondia

Sociedad Argentina de Apicultores: Fundada por apicultores para  Representar, Capacitar y Difundir al sector Apícola. Desde 1938 conteniendo la libre expresión de los  Apicultores Argentinos

SADA es Representación: La Sociedad participa de los Consejos Apícola Nacionales, Provinciales, Regionales y Locales.  Está presente en las mesas técnicas, representando siempre la opinión de los apicultores. Miembro de FILAPI y de APIMONDIA, ocupando hoy la vicepresidencia de la misma.

SADA es Capacitación: Desde 1938 funciona la escuela de Apicultura, sus cursos son reconocidos tanto nacionalmente como  internacionalmente.  El plantel de docentes está  integrado por apicultores, técnicos y prestigiosos especialistas de diferentes organismos.

SADA es Difusión: Genera espacios de participación, aprendizaje e intercambio  organizando y participando de congresos internacionales, nacionales, ferias y exposiciones.

logosadapPropuestas de la Sociedad Argentina de Apicultores (SADA). Como es de público conocimiento, gran parte de la provincia de Buenos Aires está con serios problemas de inundaciones debido a las cuantiosas precipitaciones que están afectando, desde febrero de este año, a diversas zonas de la región bonaerense.Hoy se encuentran declarados bajo Emergencia y/o Desastre Agropecuario 65 partidos de la provincia de Buenos Aires.

Esta situación está afectando gravemente a los apicultores de la regiones inundadas, ya que en la mayoría de los casos no pueden atender las colmenas debidamente ya que les es imposible llegar a los apiarios, presumiendo una importante pérdida de colmenas por falta de alimentación, punto clave en el manejo primaveral, o para hacer los tratamientos adecuados para el control de varroa, lo que disminuirá la población de la colmena o le ocasionará directamente la muerte.
En otros casos las perdidas han sido mayores, ya que el agua se ha llevado las colmenas directamente.
Los 65 partidos afectados poseen en su totalidad unas 947.171 colmenas (casi el 30% del total del país), pertenecientes a 3.674 apicultores, según los registros oficiales del Ministerio de Asuntos Agrarios de la Pcia. de Buenos Aires. Si bien aún no hay un relevamiento oficial de las colmenas que se han muerto o desaparecido, ya que muchos apicultores no han podido entrar a sus colmenares, se estima que la pérdida mínima será de un 20% de las colmenas, rondando las 200.000 colmenas muertas o desaparecidas, siendo mucho más difícil estimar la pérdida de población de muchos colmenares por la falta de manejo adecuado.
Todo esto impactará directamente en los apicultores de esta región, que verán una merma en su producción por falta de población y que tendrá un efecto negativo en su economía familiar. Pero también afectará a todo el sector ya que no se producirán por lo menos unos 5.000.000 de kilos de miel, que disminuirá el saldo exportable de miel de nuestro país (que viene decreciendo en los últimos años), que a valores actuales de exportación significará una disminución de cerca de los 18.000.000 de dólares que no ingresarán al país ni al sector apícola en su conjunto.
Considerando que este problema no solo afectará a los apicultores de las regiones inundadas, sino que a toda la cadena apícola (apicultores, técnicos, exportadores, fabricantes de insumos, organizaciones gremiales y organismos de estado), es que creemos firmemente que solamente si colaboramos entre todos los integrantes del sector podremos revertir esta situación.
Es por ello que la Comisión Directiva de la Sociedad Argentina de Apicultores (SADA) convoca a todos los miembros del sector a la búsqueda de soluciones, proponiendo a la vez las siguientes acciones para intentar revertir esta situación:
 
  • Promover el acuerdo entre los apicultores afectados, exportadores de miel y productores de material vivo, para la provisión de núcleos, con el fin de repoblar las colmenas y mantener el número de unidades productivas, financiando el núcleo con pago a cosecha de la miel que se obtenga, generando a la vez una mayor productividad e ingresos a los eslabones comprometidos. 
 
  • Impulsar la creación a nivel nacional de un Fondo de Emergencias Apícolas, que se desprenda del Fondo Apícola Nacional, que pueda actuar rápidamente en los casos habituales de emergencias ante problemas climáticos o comerciales.
 
  • La incorporación de entidades apícolas en las comisiones de Emergencia y/o Desastre Agropecuario con el fin de evaluar y generar políticas activas ante estos problemas con la mirada sectorial que hoy no posee.
 
  • Somos conscientes que revertir esta situación será difícil y demandará mucho esfuerzo, pero creemos que aún estamos a tiempo de hacer un intento y demostrar que el sector apícola en su conjunto puede afrontar los desafíos y problemas que se le presentan como ya lo ha hecho frente a otras circunstancias.   
 
Comisión Directiva Nacional de SADA - Setiembre 2014